martes, 22 de mayo de 2007

El Lince, en peligro de extinción

Lo vi por primera hace 20 años aproximadamente, en un combate de semifondo en una velada en la que Poli Díaz defendía el titulo de Europa. Era un púgil delgado al que yo no había visto hasta entonces. Lo que me llamo la atención fue cómo entraba sin miedo en el cuerpo a cuerpo.

Le seguí la trayectoria, ya que en ese tiempo emitían combates de boxeo por televisión. Al cabo de unos años, el pegador argentino Vázquez, le dió una oportunidad como aspirante opcional al título mundial. Todos los entendidos en boxeo creían que el Lince no pasaría de 2 o 3 asaltos por la pegada descomunal del campeón y su mayor experiencia.
Pero ese día, aunque perdió mas que honrosamente, ya empecé a creer en él.

Ha demostrado que hace daño, sabe sufrir, tiene corazón, es un gran encajador y no se arruga ante nadie. Siempre se presenta en sus combates con una preparacion envidiable, sabiendo que lo dará todo y será difícil de vencer. Su trayectoria deportiva y personal han sido ejemplares, y nunca ha protagonizado ningún escándalo, ni dentro ni fuera del ring.

Javier Castillejo, "El Lince de Parla". Nadie le ha regalado nada en este duro deporte, todo lo ha conseguido gracias a su sacrificio y tenacidad. A pesar de que el noble arte en este país es el deporte a excomulgar. Ha sido varias veces campeon de España, de Europa, y en nueve ocasiones, del mundo. Es el único púgil español que ha sido campeón mundial en dos pesos diferentes (superwelter y medio). Con este curriculum, en cualquier país sería una celebridad, pero al pobre de Javi le ha tocado vivir en España, donde se le da mas importancia a un mequetrefe que salga en las revistas del corazon que a un gran boxeador. Cualquier deportista español que haya logrado un mérito muy inferior al de "El Lince"es recibido por S. M. el Rey, el Presidente del Gobierno, el Ministro de Deportes, o es asiduo en las noticias deportivas. Pero Javi, después de sus veinte años (ahí es nada) de profesional, todavia sigue esperando.

Ha mejorado con el paso del tiempo. Ahora tiene 39 años y está hecho un chaval. Tuvo que ir este mes a Alemania a defender su título ante Felix Sturm, al que el se lo había arrebatado antes y, como no podía ser de otra forma, perdió injustamente por puntos. Si llega a celebrarse el combate en España, seguiría siendo el campeón. Pero ésto no fué posible por la falta de apoyos (televisión, publicidad) en este país.

Cada vez que Castillejo ha defendido un título mundial en la Cubierta de Leganés, el aforo de 19000 espectadores ha resultado insuficiente. ¿Que no hay afición al boxeo? ¿Por qué esta falta de interés en los medios de comunicación? ¿En las autoridades deportivas?

Javier Castillejo no tiene que demostrar nada ya ha hecho historia. Si sigue ahí es porque quiere. Cuando decida que ha llegado el momento de su retirada, se habrá extinguido el lince, único ejemplar que ha hecho vibrar a los aficionados del boxeo de este país en esta última década.
Por todo ello, GRACIAS, CAMPEÓN.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Escribo poquito por que me tengo que ir a estudiar xD
Me gusto eso que has escrito, no sabia que al mejor boxedor del mundo lo llaman El Lince que bonito!
Me has alegrado la vista con las fotos!

Un besoooooo!!
Y gracias por escribir en mi Blog :D

El Náufrago dijo...

Por desgracia este es el salario fijo que nuestra tierra de caínes, madrastra más que madre, siempre bajuna y miserable, depara a cuantos la sirve bien: el olvido y la ingratitud (palabras de Pérez-Reverte, que he recordado al leer tu entrada). No es el caso de Poli Díaz el único,aunque si uno de los más sangrantes...

El Náufrago

Guru dijo...

¡Bienvenido al mundo-blog! A mí no me gusta ni el fútbol ni el boxeo. Pero qué tendréis Lego y tú, que leo vuestros mensajes y me entran unas ganas locas de ponerme una bufanda, cantar "oe,oe" o apuntarme a ver un combate y mirarlo sin taparme los ojos. Es un privilegio leer a Lego y encima ahora puedo leer al Pulgón. Maravillosa internet. Saludos desde la isla de enfrente :)